Aborto: Un crimen contra niños inocentes

 

Desde el comienzo del año 2006, la Honorable Corte Constitucional estudia una demanda que pretende despenalizar el horrendo crimen del aborto en nuestro País argumentando que en ciertos casos extremos es necesario practicar el aborto --como violación, malformación del feto o grave peligro de vida para la madre­-, los defensores de este atentado contra la vida de los bebés no nacidos, pretenden abrir las puertas para que en el futuro, cualquier mujer tenga el derecho de abortar sin ningún límite legal o moral.

Las campañas a favor del Aborto están siendo promocionadas en el mundo entero por organismos y ONGs poderosamente ricas e influyentes, encabezadas por la ONU. Pretenden estas entidades que entre los derechos de la mujer, figura en un plano primordial, el decidir si se quiere o no ser madre, y en consecuencia, escoger entre dar a luz una criatura o matarla en su propio seno.

Como institución profundamente católica, defensora del Orden Moral, de la Civilización Cristiana y del Derecho Natural, la Sociedad Colombiana Tradición y Acción se opone categóricamente a la aprobación del aborto en nuestra Patria.

iComo si fueran pocos los compatriotas que mueren asesinados cada año por las muy diversas causas de nuestros conflictos socio-políticos, ahora se pretende multiplicar ese número matando criaturas inocentes!

Es una obligación moral de los católicos tratar de impedir la aprobación de esta ley infame por parte de la Corte Constitucional. ¿Cómo hacerlo? Si un número inmenso de compatriotas manifiesta una protesta respetuosa, pero enérgica, ante la Corte, los honorables magistrados sentirán una presión por parte de la opinión pública. Por el contrario, si todos nos quedamos de brazos cruzados, la única voz que se escuchará en el debate será la de los abortistas.

Por lo tanto, es el momento de exigir que nuestras voces sean escuchadas! Queremos que miles de personas suscriban y envíen una carta por Internet a la Honorable Corte Constitucional, solicitando apartar de nuestra Patria el horrendo crimen del aborto.

A continuación está esa carta para que Usted la suscriba y la envíe por internet a la Corte Constitucional. Para que sea un documento contundente y además tenga toda la fuerza de la legalidad, es fundamental que Usted la firme con todos los datos adicionales que se piden en el cupón de la carta, para que nadie pueda decir que son correos electrónicos inventados. Con su nombre, número de cédula, dirección, ciudad, teléfono y edad aproximada, la carta adquiere la contundencia de la la verdad.

A continuación, el texto de la carta. Si Usted está de acuerdo, llena los datos del cupón al final del documento y desde su computador la envía a la Corte, con una copia a nosotros, para poder llevar el registro de las cartas que llegan a la Corte Constitucional.